Vota el post!

Hoy nos adentraremos por las calles del centro histórico de una ciudad tan bohemia y misteriosa como Bucarest, que a través de sus muchos monumentos nos cuenta su larga y ajetreada biografía. Nosotros hemos elaborado para ti un pequeño itinerario que consta de 6 paradas que son una pequeña muestra de lo que esta ciudad puede ofrecer a nivel turístico cultural. ¡Coge papel y lápiz para tomar nota de los siguientes sitios de interés y acompáñanos en este viaje!

1. Palacio del Parlamento, Casa del Pueblo

Palacio del Parlamento

Nuestro paseo comenzará por La Casa del Pueblo, Palacio del Parlamento, el edificio administrativo más grande de toda Rumania, siendo además el segundo más grande de todo el mundo después del Pentágono, Washington DC. Este mega edificio con 92 metros de altura y 3.100 habitaciones fue construido en 1984 gracias al trabajo de 700 arquitectos y 20.000 obreros bajo la supervisión de su creador Anca Petrescu.

2. Palacio Real de Bucarest

Palacio Real

La segunda parada la haremos en la famosa Plaza de la Revolución para visitar el Palacio Real de Bucarest, otro gigantesco palacio de estilo neobarroco construido entre el 1812 y el 1815 para dar residencia a la realeza de la época. Se utilizó para tal fin hasta que el dictador Antonescu se alió a los Nazis y dio el golpe de estado que puso fin a la monarquía rumana. Hoy en día, el palacio es sede el Museo Nacional de Arte Rumana.

3. Catedral Patriarcal de Bucarest

Catedral Patriarcal

Ahora nos detenemos para contemplar la Catedral Patriarcal de la Iglesia Ortodoxa de Bucarest ,construida entre 1654 y 1658 sobre la colina del Patriarcado, junto a un complejo arquitectónico que comprende además el Palacio Patriarcal y la Residencia Patriarcal. En su interior destacan los frescos que decoran sus muros y cúpulas.

4. Curtea Veche, Corte Vieja

Cuertea Veche

¡Atención, porque en este momento nos encontramos ante la residencia real de Drácula! Estas son las ruinas de la Vieja Corte de Bucarest edificada por orden de Vlad Tepes, príncipe de Rumanía, en el s. XV sobre otro viejo palacio, dando así origen a una fortaleza que se extendía a las orillas del río Dambovita. Su busto, como veis, se exhibe justo a la entrada. ¿No pone los pelos de punta?

5. Iglesia Stavropoleos

Stavropoleos

Nuestro itinerario prosigue hacia la Iglesia Ortodoxa de Stavropoleos, perteneciente a su homónimo monasterio. Fue construida en 1724 en clarísimo estilo Brâncoveanu y aunque es de modestas dimensiones, posee preciosos frescos que decoran sus cúpulas y un bellísimo claustro rodeado de arcos poli-lobados, que la convierten en la obra más representativa de la arquitectura rumana.

6. Museo de la Villa, Museo Satului

Y para nuestra última parada nos dirigiremos hacia la zona norte de Bucarest para entrar en el Parque Herăstrău, que es la extensión verde más grande de toda la ciudad, pudiendo considerarse el pulmón de la misma.

Museo de la Villa

Fue construido entre 1930 y 1935 alrededor de un lago de casi 1km², que en los meses cálidos puede ser recorrido en barca a remo y en los meses fríos se hiela, ofreciendo a los visitantes, extranjeros o lugareños, una preciosa pista de patinaje. Al otro lado del lago encontramos el Museo Satului o Museo de la Villa, un curioso museo etnográfico al aire libre que cuenta con 272 edificios que representan los distintos estilos arquitectónicos del país en toda clase de construcciones como casas, molinos, granjas, iglesias, etc. Es como un pequeño pueblo perdido dentro del parque.

Y aquí termina nuestro breve itinerario por Bucarest. ¿Qué os ha parecido? Si decidís seguir nuestros pasos contadnos qué tal, y si os ha interesado Rumanía seguid conociéndola en el Castillo Peles: ostentación y lujo.

Imágenes: frederic faillet, Gabriel, Laurap, Vanesa Felpeto Babío, CameliaTWU, joaquin Pons Sampedro

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.