Vota el post!

Hoy en el viajero feliz te traemos un tema que te va a encantar, pues como sabes, nos gusta darte los mejores trucos y consejos para hacer de tus viajes los momentos más especiales. Cuando viajamos una de las cosas que debemos planificar y organizar con anticipación, es el lugar donde nos quedaremos. A menos claro, que te quedes en casa de algún familiar, así podrás ahorrarte este gasto y por supuesto la investigación. Pero si no es este el caso, tendrás que ser muy cuidadoso e inteligente a la hora de seleccionar tu alojamiento. Por eso hoy te traemos unos consejos para hacerte más fácil esta tarea. ¡No te los pierdas!

Conoce 5 consejos para escoger alojamiento ¡Descúbrelos!

El alojamiento es quizás la parte más importante durante un viaje. No sólo por el hecho de que ese será el lugar donde dormiremos y dejaremos nuestras pertenencias, sino porque en él se nos va gran parte de nuestro presupuesto. Uno de los problemas que encontramos por lo general, es que el lugar no se parece en nada a las fotos o a lo que nos ofrecieron. Lo cual dependiendo del caso, hará que la experiencia sea mala o muy mala. Por eso te recomendamos, siempre revisar las opiniones de hoteles. Es la forma más segura de encontrar un buen lugar.

Recuerda que el lugar donde te quedes debe tener una buena relación precio-servicios. No vale la pena pagar por algo tan costoso si no ofrece mayor cosa. Claro que si tu presupuesto es limitado tampoco te hagas de grandes expectativas. Pero claro, siempre habrá una buena opción y a un buen precio. Entonces ¿Qué debemos tener en cuenta a la hora de escoger el alojamiento para nuestro viaje?

5 Consejos para escoger tu alojamiento en un viaje

1- El presupuesto

Si claro, esto es muy importante, no podemos comenzar a buscar nada si no sabemos de cuanto disponemos para pagar. A veces nos deslumbramos con muchas fotos hermosas. Hoteles hermosos hay en todas partes, y seguro que nos queremos quedar allí. Pero no siempre podemos pagarlo, así que tampoco es buena idea llenar nuestra cabeza de estas imágenes si al final no podremos optar a ello. Lo único que conseguiremos es que luego nada nos guste o nos parezca suficiente.

2- ¿Qué buscas?

Una vez definido el presupuesto, lo siguiente es identificar qué buscamos. ¿Por qué? Porque nuestro destino es muy grande y quizás tenga muchas opciones para nosotros. Entonces, lo primero es saber el destino, qué lugares quieres visitar, cuántas personas van, y el clima. De esta manera tendremos una base para empezar.

Si nuestro destino es frío, sabrás que necesitarás un lugar con calefacción, con una estufa o quizás con buenos servicios de habitación, si te apetece tomar una bebida caliente o algo más confortable. Dependiendo de la cantidad de personas que viajen también sabrás si puedes optar por una habitación con muchas camas, una cabaña tal vez, cuartos separados, o incluso si sólo vas con tu pareja un cuarto y una cama matrimonial.

3- Ubicación

Cuando buscamos un hotel lo más importante es que nos quede cerca de los lugares que queremos visitar. Si por ejemplo, tu destino es a la playa, y estas quedan lejos de la capital del país. Entonces será mejor que busques un alojamiento fuera de la capital. A menos claro, que quieras pasar horas movilizándote hasta las playas más cercanas.

Por otro lado, toma en cuenta que el alojamiento te quede cerca de lugares para comer, que tenga buen acceso de transporte público, de bancos, entre otros.

4- Usos del alojamiento

Muchas veces cuando viajamos pagamos por un lugar muy costoso y con un montón de instalaciones que al final no disfrutamos. Así que establece cual es el motivo de tu viaje. Si por ejemplo es un viaje de descanso, y piensas pasar mucho tiempo en el hotel, lo ideal es encontrar un alojamiento con todos los servicios y comodidades. Restaurante, Spa, Piscina, Gimnasio, Parking, y más es lo que tienen para ofrecer muchas cadenas hoteleras.

Por otra parte, si tú idea es salir en la mañana y visitar todos los lugares turísticos posibles, así como pasear por la ciudad. Lo ideal es gastar menos en alojamiento, y buscar opciones que tengan sólo los servicios básicos necesarios. Es cuestión del tipo de viaje y los planes que tengas.

5 Consejos para escoger tu alojamiento en un viaje

5- Servicios

Un buen hotel siempre garantiza los mejores servicios. No decimos que tengan muchísimos servicios para ofrecer, sino que los servicios que vengan incluidos en tu paquete, sean óptimos. Así que cuida los siguientes aspectos.

WI-FI gratis: Hoy en día nos mueve la conectividad. No sólo por el trabajo, sino porque estamos mucho tiempo en las redes y nos gusta subir fotos de los lugares que conocemos durante el viaje. También es muy útil para comunicarnos con nuestros familiares y amigos, sin tener que pagar por llamadas internacionales. Entonces, siendo así, ¿por qué hay que pagar por el servicio de wi-fi? Este servicio debería estar incluido sí o sí en nuestros paquetes. Si no, pues asegúrate desde el inicio, para que no te lleves una sorpresa y quedes completamente desconectada.

Limpieza: No es que no podamos hacer nuestra cama, pero los hoteles deben asegurarse de que a diario sus clientes se sienten cómodos en una habitación limpia y ordenada. Cambio de sabanas, toallas y aseo de la basura, debería ser lo más básico.

Comida: La comida es otro aspecto importante, si nuestro paquete incluye desayuno, o desayuno y cena, incluso las tres comidas, deberían ser adecuadas en cantidad y calidad. Pregunta siempre si el hotel te incluye en la reservación alguna de tus comidas, o si no, si tienen algún restaurante donde comprar.

Trato al cliente: Esto es muy importante, el primer contacto seguramente sería por vía telefónica. Esta es tu oportunidad para conocer un poco el trato del personal con los clientes. Es la primera impresión y lo que te dará una idea de cómo puede ser la atención durante el hospedaje. Aunque siempre es una buena idea revisar los comentarios de los clientes en el sitio web del hotel.

¿Conoces otro consejo para escoger el hotel? ¿Has tenido una mala experiencia durante algún hospedaje? Déjanos un comentario, queremos leerte.