¡Pero qué bien se está de vacaciones! Durante los días de disfrute del descanso y la desconexión, tendemos a relajarnos en múltiples aspectos. En estos días, solemos comer más de la cuenta, descansamos más de lo normal y abandonamos nuestro cuidado personal. No nos estamos refiriendo a dejar de ducharse, sino al hecho de que muchos hombres descuidan su magnífica barba. Mantenerla cuidada y perfilada es esencial para que nos aporte singularidad, elegancia y buen aspecto. De lo contrario, se asociará con personas desaliñadas, que dan una imagen descuidada. Por todo ello, lo mejor es llevar el kit de barba con el que conseguir que luzca preciosa durante nuestras vacaciones y en las fotos que subimos a redes sociales.

Actualmente, podemos escoger entre múltiples opciones para cuidar nuestra barba

cuidar barba durante viaje

En una maleta siempre hay hueco para incluir todo. Eso es un hecho y más, si optamos por productos de Heyjoe.es puesto que no ocupan espacio y vienen en un práctico neceser. Dependiendo del tipo de barba y nuestros intereses, escogeremos uno u otro. Es decir, encontramos de diferentes gamas: red mandarin, acid melon, feel wood, sweet chufa, citric forest o fresh mint. Lo mejor es olerlos para descubrir cuál de ellos es nuestro favorito.

Uno de los cuidados masculinos por excelencia es el de la barba y la razón, se debe a que es el primer aspecto que ven las personas de nosotros. Gracias a ella, conseguimos transmitir nuestra identidad, reflejando masculinidad. De sobra es conocido que la barba da mucha personalidad y por ello, es de gran importancia cuidarla. No hay que olvidar que debajo de nuestra barba, se encuentra nuestra piel. Por ese motivo, necesitará de ciertos cuidados que aseguren una óptima limpieza e hidratación.

¿Cómo debemos cuidar la barba?

cuidar barba en vacaciones

Lo primero a tener en cuenta es el corte y el mantenimiento de la barba. Si es frondosa, es recomendable recortarla cada dos o tres semanas para que el vello se mantenga fuerte y brille. Asimismo, con un peine de púas finas peinaremos no solo la barba, sino también el bigote. Un barbero profesional será el mejor aliado para asesorarnos acerca de cuál es el tipo de barba que mejor se adapta a nuestra forma de la cara y sobre todo, qué cuidados requerirá una vez salgamos de la barbería. Asimismo, nos podrá indicar cuál es el estado de nuestra barba y de nuestra piel, señalándonos si el pelo de la misma está sano o requiere de cuidados especiales. Si estamos de viaje, podemos buscar en Internet una barbería con buenas reseñas para que nos realice el trabajo.

Para el lavado, emplearemos los productos específicos destinados a ello y lo haremos periódicamente para que la barba no pierda su magnífico aspecto. Tras proceder a la limpieza diaria de la barba, llega el momento del secado. En este sentido, es fundamental emplear tanto una toalla como un secador de tamaño adecuado para ello. Con la ayuda del peine, la peinaremos con suavidad para darle la forma deseada. Si mantenemos esta higiene, evitaremos sufrir molestos picores derivados de las barbas y con ello, podremos presumir de ella en todo momento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.