Siendo una de las ciudades más importantes de Suiza y mundialmente famosa por ser la ciudad de los tratados y de la diplomacia, de la actividad bancaria, de los relojes, de los parques y de la legendaria Reforma Calvinista. Se trata de una ciudad con una amplia influencia francesa que se refleja en su delicada gastronomía y la organización de algunos de sus barrios: Ginebra. En esta ocasión traemos para ti en El Viajero Feliz esta entrada sobre qué ver en Ginebra, para que no te pierdas nada en esta mágica ciudad.

Ginebra es todo un paraíso, se trata de una bella y tranquila ciudad que se ubica en la punta sur del majestuoso Lago Lemán, el más grande Europa, colinda con los Alpes y el Jura y, por si esto fuera poco, ofrece unas vistas increíbles del mágico Mont Blanc. Es en Ginebra donde se desarrolla gran parte de la fantástica novela de Mary Shelley Frankestein o el Moderno Prometeo, en donde Víctor nos describe sus largos viajes por el Mont Blanc, sus estadías frente al Lemán y otros paisajes impresionantes. ¿Estás listo?

Qué ver en Ginebra: 10 Lugares que no puedes perderte

1. Jet d’Eau

Qué ver en Ginebra | Jet d'Eau

Iniciamos nuestro recorrido sobre qué ver en Ginebra con uno de los símbolos más importantes de la ciudad helvética, probablemente la recuerdes porque fue el logotipo oficial de la Eurocopa en el año 2008, momento en que se llevo a cabo en esta ciudad. Se trata de la mágica Jet d’Eau, un impresionante chorro de agua que alcanza los 140 metros de altura y que por lo tanto se puede ver desde casi cualquier parte de la ciudad. Puedes conseguir múltiples vistas fantásticas, ya sea desde el puente vehicular que se ubica a uno de sus costados o desde el muelle de piedra que se encuentra en el lago, aunque debes guardar algo de precaución por el viento, pues puedes quedar totalmente empapado.

La Jet d’Eau funciona durante el día excepto cuando las condiciones meteorológicas no lo permiten y durante la primavera y el otoño funciona también durante la noche emitiendo un colosal rayo de luz que danza a través del pilar acuático. Previamente esta fuente estaba en otro sitio, pero su objetivo no era estético y no poseía la misma grandeza, consistía en una válvula de seguridad para una red hidráulica, pero en 1891 fue descubierto su grandioso valor decorativo, por lo que fue movido al lugar en que se encuentra actualmente.

2. Catedral de San Pedro de Ginebra

Qué ver en Ginebra | Catedral de San Pedro de Ginebra

Vamos ahora en este recorrido sobre qué ver en Ginebra con uno de los sitios más históricamente importantes y uno de los muchos que te relatarán la historia de Calvino: la Catedral de San Pedro. Esta está ubicada en lo alto del Centro Histórico de la ciudad y a pocos metros del museo Maison Tavel, su hermosa arquitectura combina los estilos gótico, románico y neoclásico armónicamente dando un resultado fantástico.

Esta catedral fue la iglesia madre de Calvino, por lo que al recorrerla encontrarás artefactos que exponen la vida del reformista, tales como una de sus sillas y otros artefactos particulares. Aunque el recorrido no es lo único que ofrece esta catedral, pues al ascender sus 157 escalones del ala izquierda podrás acceder a un sitio que ofrece una de las mejores vistas de todo Ginebra, uno de los miradores por excelencia de esta mágica ciudad.

3. Palacio de las Naciones Unidas

Qué ver en Ginebra | Palacio de las Naciones Unidas

El próximo sitio que enlistamos en este conteo sobre qué ver en Ginebra desborda importancia por su simple nombre. Así es, se trata de una de las sedes de la Organización de las Naciones Unidas, un complejo monumental que se ubica en el seno del Parque Ariana, resalta por su magnificencia y se muestra distante por la enorme barrera que lo separa del resto del mundo. Este sitio ha marcado la historia de la humanidad en varias ocasiones y representa uno de los epítomes de la paz en el mundo.

Para visitarlo debes solicitar un tour en la página oficial de las Naciones Unidas, estos se dan en 15 idiomas distintos y duran alrededor de una hora. El recorrido te llevará por las colecciones artísticas y famosos monumentos como la Silla Quebrada, podrás ingresar a algunas de las salas donde se ha escrito la historia de los pueblos y contemplar su impresionante arquitectura. El complejo consta de unos cinco edificios y ofrece a su entrada una enorme plaza que exhibe las banderas de los 193 países que forman parte de la ONU, es un espectáculo tan bello que puede que se escurra una lágrima.

4. Jardín Inglés

Qué ver en Ginebra | Jardín Inglés

El próximo sitio en este conteo sobre qué ver en Ginebra emana tranquilidad y huele a paseos y momentos inolvidables, se trata del Jardin Anglais o Jardín Inglés, un hermoso parque ubicado a orillas del Lago Lemán que armoniza a la perfección esculturas, monumentos de todo tipo, una extensa flora y bellísimos árboles estratégicamente ubicados. Este es uno de los sitios más amados por los habitantes de Ginebra y como turista no puedes dejarlo de lado, es uno de los sitios más bellos y relajantes de la ciudad.

El principal atractivo de este hermoso Edén es el famoso monumento Horloge Fleurie, un reloj hecho de flores. Sabrás que Ginebra es famosa por sus relojes, pues bien, este monumento intenta conjugar esa fama ginebrina con la fantástica atmósfera de la ciudad. El reloj es bastante preciso y se mantiene en constante movimiento, es simplemente hermoso, toda una bella explosión de colores que contrasta a la perfección con los platíos de estilo inglés que se riegan junto a él.

5. Muro de los Reformadores

Qué ver en Ginebra | Muro de los Reformadores

En el centro del Parc des Bastions se erige nuestro próximo destino en este conteo sobre qué ver en Ginebra: El Muro de los Reformadores, uno de los monumentos históricos más importantes de Ginebra y del mundo, bastaría con decir que es comparable con el Muro de Berlín o el Muro de los Lamentos. Este muro se extiende por 100 metros de longitud y posee una altura de nueve metros, fes edificado sobre la antigua muralla de la ciudad.

En este muro figuran las estatuas de los guardianes de la reforma (Jean Calvin, Guillaume Farel, Théodore de Bèze y John Knox) y figura a lo largo de la estructura la máxima latina «Post Tenebras Lux» que traduce «Después de las Tinieblas es la Luz». Este muro posee múltiples bajorrelieves que cuentan la historia de la Reforma y la convulsión religiosa que se dio entre los siglos XVI y XVII, lo que la convierte en un espectáculo único.

6. Lago Lemán

Qué ver en Ginebra | Lago Lemán

Nuestro próximo destino en esta entrada sobre qué ver en Ginebra es el majestuoso Lago Lemán, del que ya hemos dicho que se trata del lago más grande de toda Europa. El nombre de este lago fue puesto hace siglos por los celtas: Lem an, que traduce «Agua Grande», primero es preciso decir que está completamente abrazado por los Alpes, lo que de por sí es un espectáculo altamente bello; por otra parte, no importa la hora en la que lo recorras, te ofrecerá una vista única de la ciudad.

Pero este lago no está únicamente para ser recorrido en bote o barco, puedes volverte un poco más cercano a él dependiendo de la época del año. Este lago también está disponible para practicar windsurfing, buceo, remar o simplemente nadar y jugar con alguna pelota inflable. Por si esto fuera poco, su orilla ofrece sitios únicos para un día de campo o simplemente tomar el Sol sobre el césped.

7. Pointe de la Jonction

Qué ver en Ginebra | Pointe de la Jonction

Seguro a este punto de nuestro listado sobre qué ver en Ginebra ya has quedado absolutamente anonadado, pero tenemos que decirte que las maravillas de esta ciudad no guardan precedente. Tal es el caso del Pointe de la Jonction o, literalmente, El Punto de la Unión, uno de los sitios más pintorescos y naturalmente particulares de la ciudad. Te preguntarás sobre el nombre y lo que específicamente se une aquí, pues déjanos decirte que en este punto confluyen el Río Arve, un importante río que cruza Francia y Suiza y el poderoso Ródano, uno de los ríos más importantes de Europa Central.

Pero bueno, te seguirás preguntando sobre el encanto de este lugar si en todo caso es agua; pues sí, es agua, pero estos ríos guardan la particularidad que no son del mismo color, por lo que al unirse pareciese que fueran tomados de la mano y perfectamente divididos por su color, cual si fuera agua y aceite, mientras más avanzan los ríos más se compenetran en una mágica danza. Hay un fantástico puente peatonal en esta zona donde es posible contemplar el bello espectáculo, o incluso su orilla es un sitio perfecto para un día de campo.

8. Parc de La Grange

Qué ver en Ginebra | Parc de la Grange

Continuamos este recorrido sobre qué ver en Ginebra con otra de las joyas verdes de esta ciudad, la cual, como has podido notar, respira naturaleza por doquier. En este caso es el turno del mágico Parc de la Grange, un precioso conjunto paisajístico de 12.000 metros cuadrados que tiene una rosaleda en cada metro cuadrado. ¿Ya hiciste las cuentas? ¡Son 12.000 rosaledas! (De nada, Einstein), uno de los parques más bellos de la ciudad y el sitio perfecto para un paseo romántico o salir a caminar con la familia.

Este hermoso lugar cuenta con terrazas, pérgolas y estanques, además cuenta con dos teatros que únicamente están disponibles en verano, una piscina para niños e incluso unas antiguas ruinas romanas. A su ingreso verás unas esculturas de leones que saludan altivos a los visitantes y posterior a ellos podrás ver desplegarse el jardín en toda su magnificencia. Definitivamente es un espectáculo único que no puedes dejar pasar cuando visitas la ciudad helvética.

9. Isla Rousseau

Qué ver en Ginebra | Isla Rousseau

Todos los amantes de la filosofía que se pregunten qué ver en Ginebra tendrán que saber que hay un sitio tan obligatorio que representa casi un peregrinaje. Se trata de la hermosa Isla Rousseau, una hermosa isla ubicada en medio del río Ródano y que fue nombrada en honor al polímata ginebrino Jean-Jacques Rousseau (Sí, por si no lo sabías, Rousseau nació en Ginebra), de quien se erige una estatua allí.

El sitio es hogar de múltiples especie de aves y presenta unos escenarios demasiado pictóricos al estar cobijada por el manto azul del Ródano. Dentro de la isla hay un bar que es muy famoso por su té, por sus sopas y su pastelería, verás que esta isla representará para ti un merecido descanso y una posibilidad absoluta de relajación.

10. Le Vieux Carouge

Qué ver en Ginebra | Le Vieux Carouge

Finalizamos nuestro recorrido sobre qué ver en Ginebra y por ser así, hay un sitio espléndido que no podíamos dejar de lado, se trata del bellísimo Rincón Mediterráneo de Ginebra: El Barrio Carouge, conocido también como el Viejo Carouge. Un barrio que antaño fue una ciudad aparte a Ginebra y que ahora, por la expansión de la otra se ha unido a esta. Este barrio si bien no es el sitio más pintoresco de Ginebra, es uno de ellos (aunque nos inclinamos a creer que es el acreedor de todos los galardones).

Un tranvía a la orilla del lago Lemán te puede llevar a este barrio en apenas quince minutos y allí… ¡Ahhh, bueno! Allí comienza lo bueno. Primero, sus edificaciones pequeñas y maravillosas fueron construidas por arquitectos italianos basándose en Niza, sus restaurantes que reproducen deliciosa comida típica del mediterráneo y cada uno de sus rincones llenos de magia. Uno de estos rincones mágico es la calle Saint-Joseph que cuenta con múltiples paraguas de colores colgados en hilos que se extienden sobre toda la calle.

Este ha sido nuestro recuento sobre qué ver en Ginebra, esperamos que te hayas cautivado por esta ciudad tanto como nosotros y que tu viaje sea único e inolvidable. ¿Conoces otros sitios por añadir a este listado? ¿Cuál de los que mencionamos ha sido tu favorito? ¡Déjanos tu comentario!