Oxford, una ciudad como ninguna otra, llena de espacios hermosos. Entre las muchas ciudades que hemos recorrido en el viajero feliz no nos habíamos topado con una tan bonita y tan peculiar. Pero ¿te has preguntado por qué es tan peculiar? Pues porque esta no es una simple ciudad, es una ciudad universitaria. Así como lo lees. Imagina la cantidad de espacios y atractivos con los que cuenta, el problema es escoger cuales visitar, por eso en el viajero feliz te vamos a contar qué ver en Oxford. ¡No puedes perdértelo!

Oxford es una ciudad universitaria británica, de hecho una de las más famosas del Reino Unido. Si has ido a Londres seguro que habrás escuchado de ella, y es que en ella se encuentra entre otras cosas la sede de la Universidad de Oxford, considerada la universidad más antigua del mundo anglófono. Es conocida como «La ciudad de las agujas de ensueño», ya que tiene una arquitectura bastante armoniosa. Pero además es muy famosa por haber sido escenario de las películas de Harry Potter.

Esta es una ciudad en la que predomina la industria automotriz, e inicialmente fue conocida como Oxenaforda, que significa vado de los bueyes, que se dice para sus inicios era lo que más abundaba. Desde sus orígenes fue una frontera militar y varias veces fue atacada y destruida. Una de las cosas más características del lugar es que aunque nunca se expandió ni creció más en cuanto a comunidad, se consolidó como uno de los lugares más antiguos de educación formal de Gran Bretaña. Por eso como este lugar esta lleno de muchos espacios increíbles, vamos a descubrir qué ver en Oxford.

Qué ver en Oxford: 10 Lugares que no puedes perderte

1. Museo de Historia Natural de la Universidad de Oxford

Qué ver en Oxford | Museo de Historia Natural de la Universidad de Oxford

El primer lugar de nuestro recorrido es el majestuoso e increíble Museo de Historia Natural de la Universidad de Oxford, es un museo repleto de colecciones y exposiciones de las ciencias y la historia natural. Entre las que encontramos colecciones geológicas, zoológicas, y minerales. Siendo la más famosa una importante colección de fósiles y especies naturales. Este edificio fue fundado en el año 1860 como centro de estudio científico de la universidad, por el profesor de medicina Henry Acland, siendo una idea muy novedosa ya que para ese entonces en la universidad no se impartía este ámbito de estudio sobre el mundo natural que nos rodea.

Este edificio es una belleza tanto por fuera como por dentro el lugar impresiona. Una vez en el verás grandes ventanales de cristal que hacen de techo, una sala amplia dividida en tres grandes galerías, y pilares de hierro. En su interior nos encontramos con 4.5 millones de especímenes, los cuales se organizan en tres colecciones enormes. El Life Collection, una colección de vida zoológica y entomológica; La Earth Collection, compuesta por fósiles, minerales y rocas; y el Archives and Library, que muestra una colección de libros y archivos relacionados con las otras colecciones del museo. Lo más emblemático es la pisada de dinosaurio en el césped del exterior. Este es un lugar impresionante qué ver en Oxford y que además cuenta con entrada gratis.

2. Castillo de Oxford

Qué ver en Oxford | Castillo de Oxford

El siguiente lugar que vale la pena conocer es el famoso Castillo de Oxford, una construcción de estilo medieval, ubicada en pleno centro de la ciudad. Su construcción data del año 1066, por Robert D´Oyly, quien llegó a la ciudad después de la conquista normanda y a quien se le entregaron una cantidad de tierras en las que decidió hacer esta fortaleza para dominar la ciudad. Inicialmente hizo una pequeña torre de piedra, a la cual se le añadió más adelante una muralla de tres torres más pequeñas. En el futuro el castillo recibió varios ataques que generaron su deterioro, pero en 1614 tuvo que ser reforzado por la Guerra Civil Inglesa.

Luego de la guerrea el castillo se comenzó a utilizar como prisión, y así se mantuvo hasta el año 1996. Año desde el cual fue restaurado y convertido en un lugar de comercios y turismo. En las antiguas celdas ahora encontramos algunos locales y hasta restaurantes. Si tu idea es vivir una experiencia única puedes optar por la atracción Oxford Castle Unlocked, la cual te permite entrar al castillo como prisión y conocer los detalles de su historia y anécdotas de la mano de personajes como el guardián de la prisión, un antiguo verdugo, una prisionera, y más. No dejes de visitarlo porque es un lugar fijo qué ver en Oxford.

3. Jardín Botánico de la Universidad de Oxford

Qué ver en Oxford | Jardín Botánico de la Universidad de Oxford

Otro de los lugares qué ver en Oxford es el Jardín Botánico de la ciudad universitaria. Considerado el jardín más antiguo del Reino Unido, y el tercer jardín científico más antiguo del mundo. Fundado en el año 1621 como un jardín de plantas medicinales o jardín simple utilizado para investigaciones médicas, al día de hoy alberga colecciones de plantas de más de 5000 especies distintas, en una extensión de 1.8 hectáreas de terreno. El jardín se divide en tres secciones: El jardín amurallado, que es la parte más antigua; Los invernaderos, especialmente diseñados para las plantas más delicadas; y el Jardín interior, donde se cultivan las ornamentales. Lo más increíble del lugar es que en el se llevan a cabo diversas investigaciones y trabaja en conjunto con distintas universidades.

4. Iglesia universitaria de Santa María la Virgen

Qué ver en Oxford | Iglesia universitaria de Santa María la Virgen

Esta estructura es la más antigua de las iglesias de la ciudad, y el punto a partir del cual la ciudad comenzó a crecer y desarrollarse. Una curiosidad de esta iglesia es que en ella e llevó a cabo el Juicio de los Mártires en el año 1555, los cuales fueron quemados en la hoguera por herejes. Su construcción data de la época anglosajona, encontrándose en el centro de la ciudad vieja amurallada. La estructura que hoy vemos no es la original, sin embargo se conserva de la construcción original, la torre, la cual ofrece una vista fantástica del centro de la ciudad y de los edificios universitarios. Una vez en ella lo que más llama la atención es su exterior, en el que destaca su entrada y aguja de estilo barroco.

En su interior destacan enormes pasillo con ventanas de vidrio de color, y el órgano, el cual es hoy en día, uno de los únicos dos órganos clásicos de la aclamada firma Metzler Orgelbau del Reino Unido. Este sin duda es un lugar qué ver en Oxford, así que no dejes de visitarlo, porque además el templo abre todos los días, desde primera hora hasta la tarde después de los servicios religiosos.

5. El mercado cubierto

Qué ver en Oxford | El mercado cubierto

El siguiente lugar qué ver en Oxford es su emblemático mercado cubierto, el cual fue inaugurado en 1774, con una idea que sin duda no es lo que es hoy. El objetivo principal de este mercado era hacer desaparecer de las calles de la ciudad todos los puestos de comida que desmejoraban la apariencia de la misma, y por eso fue que las primeras 20 tiendas en abrir fueron carnicerías. Pero con el tiempo otros rubros se fueron añadiendo, y dejó de ser un mercado donde se encerraban malolientes y feos puestos, para dar lugar a tiendas que llaman al turista.

En su interior encontramos paredes blancas, con techos largos y rojos. Hoy por hoy hay más de 50 locales que ofrecen un variedad de comida y otros artículos como accesorios, ropa, etc. Y una que otra cafetería para pasar el rato. Un lugar muy bonito y pintoresco.

6. Pitt Rivers Museum

Qué ver en Oxford | Pitt Rivers Museum

El Pitt Rivers Museum, es otro de los museos qué ver en Oxford, el cual alberga colecciones arqueológicas y antropológicas de la Universidad. Fue fundado en el año 1884 por el general Augustus Pitt Rivers, quien donó su colección a la Universidad de Oxford, colección que contenía unos 20.000 objetos y que hasta la fecha no ha dejado de crecer siendo actualmente de uno 500.000 objetos. Este museo se encuentra ubicado al lado del Museo de Historia Natural de la Universidad de Oxford, y la peculiaridad que tiene es que sólo puede accederse a él a través de este edificio.

Una característica particular del museo y que notarás una vez dentro de él, es que la colección de objetos está ordenada temáticamente, según la forma en que fueron usados los objetos, más que por su época o lugar de origen. Y esto se debe a que su creador intentó que su colección mostrara el progreso en el diseño y la evolución de estos objetos en la cultura humana, desde lo simple hasta lo complejo. Este museo junto con el Museo de Historia Natural, ganó el premio al Museo más amigable para la Familia, premio que fue otorgado el año 2005 por el periódico The Guardian.

7. Catedral de Oxford

Qué ver en Oxford | Catedral de Oxford

La Catedral de Oxford es una construcción muy significativa, pero que vale más por su antigüedad que por su diseño y construcción. Es un edificio de pequeño tamaño para ser una catedral, el cual es conocido también como «Catedral de la iglesia de Cristo». Fue construida en el lugar en que había estado antes un convento fundado en el 730, y en su estructura podemos observar un diseño de estilo gótico. Por fuera no hay grandes detalle, pero en su interior es donde está la magia. Una de las cosas que más atrae a las personas es su coro, así como las colecciones de dibujos antiguos más importantes del país, la cual está formada por obras de Miguel Ángel, Rafael, Durero o Leonardo da Vinci.

Esta catedral vale la pena, por eso es parte de la lista de lugares qué ver en Oxford. Puedes visitarla de forma gratuita, y hasta se puede participar en el servicio religioso que se realiza en ella a las seis de la tarde de cada día.

8. History of Science Museum

Qué ver en Oxford | History of Science Museum

El Museo de Historia de la Ciencia (en español) es un edificio que guarda en su interior una variedad de instrumentos científicos que van desde la Edad Media a los siglos del XVII al XIX. Llegando a alcanzar una cantidad de aproximadamente 18.000 objetos de diferentes áreas de la ciencia como medicina, química, historia, y todo lo que te puedas imaginar. Uno de los objetos más simbólicos y emotivos que allí se exhiben es la pizarra de Einstein, la cual fue utilizada por el físico en el año 1931 cuando ofreció una serie de conferencias en la ciudad de Oxford. Se encuentra ubicado en Broad Street, y lo puedes encontrar abierto todas las tardes (excepto los lunes), con entrada gratuita.

9. Biblioteca Bodleiana

Qué ver en Oxford | Biblioteca Bodleiana

Otro de los lugares qué ver en Oxford es la Biblioteca Bodleiana, una de las bibliotecas más antiguas de Europa, y la biblioteca de investigación de la Universidad de Oxford. Además Es una de las cinco bibliotecas de depósito de derechos de autor en el Reino Unido. Su origen se remonta a los años 1300, fue la primera biblioteca de Oxford, y originalmente se encontraba situada en una habitación encima de Old Congregation House. Su dueño fue Thomas de Cobham, Obispo de Worcester, quién la fundó y donó la primera colección. Con los años fue creciendo, hasta que cayó en declive y fue Thomas Bodley quien aportó dinero y donó sus propios libros para recuperara, de allí el nombre de la biblioteca.

Actualmente, la Biblioteca reúne aproximadamente 4 millones de volúmenes y unos 40.000 manuscritos. Entre sus curiosidades encontramos que fue escenario de la película Harry Potter, siendo uno de sus espacios «Humphrey Duke´s Library» el lugar en el que se filmó la biblioteca del colegio Hogwarts, y otro de sus espacios «Divinity School» el que sirvió de enfermería.

10. Port Meadow

Qué ver en Oxford | Port Meadow

Port Meadow es una gran pradera de tierra abierta al lado del río Támesis, al norte y al oeste de Oxford. Es una antigua zona de pastoreo, que todavía se usa para caballos y ganado, y según la leyenda nunca se ha arado, al menos durante unos 4.000 años. El acceso a Port Meadow es a través de Walton Well Road o Aristotle Lane en el sur, y esencialmente es una típica pradera, perfecta para caminar, con fácil acceso desde la ciudad de Oxford. También es un sitio de especial interés científico. En invierno el prado a veces se inunda; si se congela, forma un área enorme y relativamente segura para patinar. A finales de la primavera, vastas áreas están alfombradas con ranúnculos. Caballos, vacas y gansos pastan en el prado y muchas aves a menudo se pueden ver. Es otro lugar excelente para conocer y disfrutar de la ciudad.

Hemos llegado al final de esta artículo de los 10 lugares imprescindibles qué ver en Oxford. Esperamos que te haya gustado, y nos encantaría que nos dejes un comentario si conoces otro lugar de Oxford que valga la pena visitar.