La ciudad alemana Potsdam es un paraíso en donde el arte y la naturaleza se combinan para ofrecer bellísimas perspectivas teñidas de toda clase de contrastes. Es una ciudad pequeña, pero guarda tantos tesoros que escoger los lugares para visitar puede ser algo complejo. Por eso en El Viajero Feliz traemos este listado sobre qué ver en Potsdam. ¡Disfruta esta ciudad al máximo!

Potsdam se ubica a unos 20 kilómetros al suroeste de Berlín. Fue fundada en el siglo VII por los eslavos bajo el nombre de Poztupimi. Adquirió gran fama al ser elegida en 1660 como residencia de caza por el monarca Friedrich Wilhelm I. En ese momento se convirtió en domicilio de los regentes prusianos y, por tanto, fueron construidas aquí los impresionantes palacios, los bellos jardines, y la ciudad gozó de mayor lujo. ¡Vámonos ya!

Qué ver en Potsdam: 10 lugares que no puedes perderte

1. Palacio de Sanssouci

Qué ver en Potsdam | Palacio de Sanssouci

Iniciamos este recorrido sobre qué ver en Potsdam con uno de los íconos de esta bella ciudad alemana: el hermoso Palacio de Sanssouci. Es un complejo residencial que fue el hogar de descanso de Federico el Grande, literalmente un sitio donde él pudiera estar «sans souci» (sin preocupaciones). Federico el Grande resaltó por ser un regente estratégico y estricto. Sin embargo, a diferencia de su padre, disfrutaba la música, las artes y la literatura.

Federico ordenó la construcción de este recinto, bajo planos que él mismo diseñó, para poder alejarse de la vida políticamente activa de Berlín y recluirse aquí para tocar el flautín y discutir con un gran número de artistas de su época. Este palacio conserva aún el mismo resplandor de antaño. Sus habitaciones tienen su forma original y portan unos refinados muebles. El edificio mantiene un marcado estilo rococó que fue el que el regente decidió que tuviera su construcción.

En el palacio hallarás la Galería de Pinturas de Federico el Grande, la cual es una enorme exhibición de la colección personal del monarca alemán junto con esculturas del neoclásico. Sus jardines son otro motivo de maravilla, pues resultan una extensa proporción de terreno adornado con diversos árboles y en donde se conservan otras maravillas arquitectónicas, incluyendo un majestuoso Pabellón Chino.

2. Parque de Sanssouci

Parque de Sanssouci

Y decidimos no profundizar demasiado sobre el hermoso jardín del Palacio Sanssouci porque es nuestro próximo destino en este conteo sobre qué ver en Potsdam. El Parque Sanssouci es uno de las principales encantos de toda la ciudad alemana. Aquí apreciarás toda la gloria del Imperio prusiano combinada con la serenidad de un fragmento de Edén sobre la Tierra.

Puede que el palacio sea toda una maravilla. Sin embargo, este parque conserva una variedad de piezas preciosas dispuesta para la contemplación del visitante, por lo que sería un crimen abandonar el palacio sin visitar sus extensos jardines.

Dentro del parque se encuentran el mágico Palacio de la Orangería, un stibadium que conserva todas las características de un antiguo atrio romano. La maravillosa Fuente de la Primavera expone su más completa belleza durante esta época del año. También se halla aquí el Nuevo Palacio, del que hablaremos en seguida; un hipódromo; el Palacio de Charlottenhof; el ya mencionado Pabellón Chino y la solemne Iglesia de la Paz. ¿Aún te quedan dudas sobre visitar este lugar?

3. Nuevo Palacio

Qué ver en Potsdam | Nuevo Palacio de Potsdam

Y aún no podemos abandonar este recinto imperial, pues nos quedan otras cosas por ver. No es fortuito que dediquemos tantos apartados de este listado sobre qué ver en Potsdam a este magnífico complejo residencial. Junto al Palacio de Sanssouci, se erige, un poco más pequeño, pero más pomposo, el Neues Palais. Es un palacio edificado al final de la guerra de los Siete Años con el único objetivo de demostrar a sus amigos y enemigos el creciente poderío de Prusia en aquel entonces.

Este palacio expone un estilo arquitectónico barroco tardío. El techo se decora con una hermosa cúpula en tambor que posee una suntuosa cantidad de 292 esculturas. Tras el edificio del castillo se hallan las llamadas comunas, que eran los edificios de la granja.

En el interior del palacio encontramos el maravilloso Teatro del Castillo, en donde incluso hoy en día se llevan a cabo representaciones teatrales. Este teatro guarda el esquema de un teatro rococó, donde prima el color dorado. Finalmente no puedes dejar de visitar las galerías y los salones de baile, toda una belleza arquitectónica que te hará sentir como un monarca de la época.

4. Palacio Cecilienhof

Qué ver en Potsdam | Palacio Cecilienhof

Continuamos nuestro conteo sobre qué ver en Potsdam con las bellas edificaciones donde residió la nobleza prusiana. En esta ocasión debemos dirigirnos al Neuer Garten. Al norte de este se ubica el hermoso y rústico Palacio Cecilienhof. Es un palacio que no tiene tal apariencia; sin embargo, desborda un aire de calidez y tranquilidad difícil de igualar.

El Cecilienhof guarda el aire de una casa de campo inglesa, pero exponencialmente más grande. Bastará con decirte que en su interior se hallan 55 chimeneas de Tudor. ¿Ya quedaste impresionado? Este palacio fue un punto fundamental para la historia de la humanidad, pues fue aquí donde las Potencias Aliadas discutieron sobre el destino de Alemania a la culminación de la Segunda Guerra Mundial.

En la actualidad este palacio es un museo y hotel al mismo tiempo. Personas de gran relevancia diplomática suelen hospedarse aquí. El museo te ofrecerá un paneo por la historia de la familia real prusiana, la historia del palacio, las galerías personales de sus anteriores residentes y una sección especializada en la Segunda Guerra Mundial.

5. Puente Glienicke

Qué ver en Potsdam | Puente Glienicke

Queremos viajar unos años en el tiempo contigo, dejemos de lado por un momento a los monarcas y sus sorprendentes palacios. Vamos ahora a la segunda mitad del siglo XX cuando luego de finalizar la Segunda Guerra Mundial inicia la famosa Guerra Fría. Te preguntarás, ¿qué tiene que ver esto con el listado sobre qué ver en Potsdam? Pues déjanos decirte que guarda mucha relación.

En Berlín Occidental se erigía la bandera de Estados Unidos en señal de apoyo al modelo capitalista, hacia Potsdam y Berlín del Oriente se alzaba desafiante la bandera de la RDA y de la Unión Soviética. Pues este mágico puente, mejor conocido como Puente de los Espías, fue el punto de cruce de los espías de ambos bandos para obtener información de su enemigo. 

Incluso era este puente el punto de encuentro para el intercambio de prisioneros entre ambos bandos. Esto realmente ocurrió y, a raíz de estos sucesos, la ficción ha logrado nutrirse en gran medida. Uno de los ejemplos más famosos sobre la aparición del puente es en la película Bridge of the Spidies del director Steven Spielberg, quien retrata, ficcionalmente, los hechos que hace varios años se vivieron aquí.

6. Palacio de la Orangerie

Qué ver en Potsdam | Palacio de la Orangerie

De regreso al mágico Parque de Sanssouci para nuestro próximo destino en este conteo sobre qué ver en Potsdam. Ya hemos hecho mención a él previamente, pero en este momento nos enfocaremos en su gran majestuosidad e impresionante exotismo. Hablamos del Palacio de la Orangerie.

Este palacio, construido entre 1851 y 1864, revela el interés de Federico por la cultura y la vida italiana. Ello se evidencia en su diseño arquitectónico y su terraza llena de ejemplares de la flora italiana. En un vestíbulo de plantas de unos 100 metros de longitud invernan las plantas exóticas del Sanssouci. Además, la torre principal ofrece unas espléndidas vistas del paisaje, las cuales se complementan al explorar el palacio en su interior.

Las habitaciones están equipadas con un enorme número de esculturas de artistas alemanes, bellos revestimientos de seda, hermosas ornamentaciones arquitectónicas y mobiliario histórico. Es de resaltar la Sala Rafael, en donde se exhiben más de 50 piezas copiadas de pinturas del famoso pintor italiano.

7. Neuer Garten

Qué ver en Potsdam | Neuer garten

Al norte de Potsdam se encuentra el enorme y mágico Nuevo Jardín (Neuer Garten), un bello parque de unas 102 hectáreas que rodea los lagos Heiliger See y Jungfernsee. Es un jardín abierto de tipo inglés que porta una amplia variedad de flora y se halla coronado por los palacios que allí se encuentran, tales son el Ceicilienhof y el Marmorpalais, dos joyas arquitectónicas que merece la pena visitar.

Este jardín es un sitio perfecto para dar un paseo, disfrutar del día y relajarse, dejándote embelesar por las impresionantes vistas que aquí se esconden. Federico Guillermo II pertenecía a una logia de francmasones y a la Sociedad Secreta de Rosacruz, por lo que muchas de las construcciones que se erigen en el Nuevo Jardín ocultan cierto misticismo expresado arquitectónicamente.

8. Puerta de Brandeburgo

 Puerta de Brandeburgo

Continuamos nuestro recorrido sobre qué ver en Potsdam con uno de los monumentos más representativos de la ciudad. Sí, seguramente al leer Puerta de Brandenburgo pensaste en el icónico arco que se halla en Berlín, pero no, resulta que también hay uno en Potsdam, la cual particularmente es la capital de Brandeburgo.

Puede que este arco no sea tan impresionante como su homónimo berlinés. Sin embargo, guarda cierto encanto único, un encanto con el que te encontrarás obligatoriamente mientras te diriges al Parque de Sanssouci. Esta construcción es reformada en el siglo XVII por orden de Federico II El Grande y conserva, al igual que el de Berlín o el Arco del Triunfo de París, un marcado aire romano.

9. Pfaueninsel

Qué ver en Potsdam | Pfaueninsel

Este ha de ser el sitio más mágico de todo este conteo sobre qué ver en Potsdam. Se trata de la Pfaueninsel o mejor conocida como la Isla de los Pavos Reales, una hermosa isla que se halla en medio del río Havel. Literalmente la isla está llena de pavos reales y se corona en su centro con el impresionante Palacio Pfaueninsel.

Esta isla es actualmente una reserva natural. Su construcción se llevó a cabo por Federico II con el fin de que quienes visitaran el Neuer Garten pudieran desviar su mirada y contemplar lejano el bello palacio y la majestuosidad de toda la isla. Sin embargo, este no fue su último fin, al regente le encantaba tomar un bote y dirigirse allí para alejarse de todos. Bueno… de todos excepto de su amante, con quien tenía encuentros en este recinto. Actualmente, la única forma de llegar a la isla es por medio de un ferry.

10. Pabellón Chino

Pabellón Chino

Finalizamos este recorrido sobre qué ver en Potsdam de regreso al Sanssouci. Seguramente lo viste mencionado un par de veces arriba y te preguntaste sobre el verdadero encanto del lugar. Pues bien, queríamos cerrar con el hermoso Pabellón Chino del Parque de Sanssouci. Este pabellón denota el creciente interés que se dio en la época por el exotismo y el misterio de la cultura china.

En su exterior se erigen múltiples estatuas doradas de tamaño real que representan músicos y bebedores de té chinos. Estos reposan en magníficas palmeras doradas también y portan ropajes que parecen extraídos de algún antiguo cuento. El pabellón fue construido con una planta en forma de trébol y en su interior se exhiben múltiples repisas repletas de todo tipo de porcelanas chinas. Además, en su techo se ofrece una imagen de una sociedad china bastante alegre en arquitectura ilusionista.

Ese ha sido nuestro recorrido sobre qué ver en Potsdam. Esperamos que te hayas enamorado de este lugar de descanso y residencia monárquico y que tu visita sea simplemente inolvidable. ¿Ya has viajado a Potsdam? ¿Conoces algún otro lugar que deberíamos añadir a nuestro listado? ¡Déjanos tu comentario!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.