Una ciudad manchega de encanto épico, que reúne todas las maravillas de España. Así es Tomelloso, la Atenas de la Mancha. El Río Córcoles la atraviesa, y está repleta de cultivos de vid, cereales y olivares. Si pensamos en qué ver en Tomelloso, nos encontraremos con una mezcolanza original: una ciudad moderna y activa, que se combina con un acervo cultural e histórico muy bien preservado. Tomelloso ofrece al viajero paisajes hermosos, muchísimo arte, arquitectura destacada, el mejor de los vinos, y un mágico paseo por los caminos de Don Quijote de la Mancha.

Los inicios de su historia los encontramos alrededor de 1530, cuando comienzan a poblarse los terrenos baldíos de la villa de Socuéllamos, alrededor de un pozo que utilizaban los pastores de la zona para darle de beber al ganado. El pozo, bautizado Tomelloso, fue el que posteriormente le dio nombre a la ciudad. A mediados del siglo 1700 los vecinos del poblado empiezan a cultivar viñas, y es a finales del siglo XIX y durante todo el siglo XX, cuando la vid y el vino se convierten en el eje central de la economía y la cultura de esta pintoresca ciudad. Acompáñanos en El Viajero Feliz a descubrir los mejores destinos qué ver en Tomelloso.

Qué ver en Tomelloso: 10 Lugares que no puedes perderte

1. Museo Antonio López Torres

Qué ver en Tomelloso. Museo Antonio López Torres

Antonio López Torres fue uno de los más destacados artistas nacidos en esta ciudad española. Vivió entre 1902 y 1987. Desde su temprana juventud comenzó a pintar, teniendo gran influencia de la escuela realista. López pasó la mayor parte de su vida en su pueblo natal, y de él extrajo su inspiración: la luz y el paisaje de sus tierras, la naturaleza abundante y el hombre de pueblo fueron elementos recurrentes de su pintura.

Antes de morir, el artista decide donar todas las obras que había hecho a lo largo de su vida, a su pueblo. En 1986 se concreta la inauguración de un museo que lleva su nombre. En la actualidad, el museo es uno de los lugares imprescindibles qué ver en Tomelloso. Resguarda un total de 65 óleos y 41 dibujos de este maestro de la pintura realista manchega, cuya obra es reconocida en toda España.

2. Museo del Carro y Aperos de la Labranza

Qué ver en Tomelloso. Museo del Carro y Aperos de la Labranza

Los museos son opciones geniales qué ver en Tomelloso. Los hay de todos los tipos, desde los más clásicos hasta los más originales. El museo del carro y aperos de la labranza es una muestra de ello, pues te dará una experiencia totalmente diferente a lo que estamos acostumbrados cuando visitamos una exposición. La iniciativa de su construcción tuvo lugar en la década de los 60, con el objeto de albergar lo más representativo y típico de los utensilios con los que se realizaban las tareas agrícolas  y quehaceres diarios.

Lo que apreciamos en la imagen es una construcción de antaño que se encontraba en el campo y se usaba como refugio de agricultores y pastores. Es el último que se construyó y su estado de conservación es perfecto. También se encuentran en el museo aperos, carretas y demás instrumentos que son testimonios de cómo vivían los pobladores de esta región en épocas pasadas. Definitivamente este es un lugar con enorme valor turístico y cultural.

3. Santuario de la Virgen de las Viñas

Qué ver en Tomelloso. Santuario de la Virgen de las Viñas

España deja ver en cada uno de sus rincones la influencia del catolicismo, y Tomelloso no es la excepción. En la Carretera de Pedro Muñoz, a cuatro kilómetros del centro de Tomelloso, encontramos el Santuario y Museo de la Virgen de las Viñas. Fue erigido en el año 2002 y desde entonces es el hogar de la patrona de la región. En la iglesia, la nave es dominada por una imponente imagen de la Virgen, y en el museo se albergan vestidos y mantillas de la santa, así como fotografías y documentos fechados desde los años cuarenta, década en que la localidad la tomó como Patrona. Es una visita imprescindible para los creyentes católicos.

4. Museo de Arte Contemporáneo Infanta Elena

Qué ver en Tomelloso. Museo de Arte Contemporáneo Infanta Elena

Si eres de los amantes de la modernidad y las expresiones artísticas, el Museo de Arte Contemporáneo Infanta Elena es un excelente lugar qué ver en Tomelloso. Abrió sus puertas en el año 2011, con una superficie de 1.700 metros cuadrados, repartidos en cuatro pisos. Es propiedad de la Cooperativa Virgen de las Viñas, y los espacios asignados a su colección permanente, se llenan con las obras ganadoras de los certámenes de pintura que realizan cada año, cuyo prestigio se ha esparcido por toda la región. También hacen muestras itinerantes con artistas locales e internacionales. Si quieres incluir este museo en la lista de las cosas qué ver en Tomelloso, recuerda revisar antes los horarios de funcionamiento. Por ser un ente privado, las horas de apertura al público sueles ser reducidas.

5. Encina milenaria de Mota del Cuervo

Qué ver en Tomelloso. Encina Milenaria de Mota del Cuervo

La encina milenaria, también llamada encina de Rauli, es el ser vivo más anciano de toda Castilla de la Mancha. ¡Tiene nada menos que 1.200 años! Su valor es incalculable y para los locales se ha convertido en un patrimonio a proteger. Durante el año 2018 la encina fue víctima de los embates del clima, perdiendo dos de sus ramas principales. Aunque herida y con la necesidad de un tratamiento que la ayude a mantenerse, aún muestra esplendor.

Su copa tiene un diámetro de 35 metros, y es la segunda encina más gruesa de toda España. Estas características han hecho que sea catalogada como un ejemplar único. Para llegar a su contemplación, los viajeros generalmente hacen una ruta que parte en la Ermita Nuestra Señora del Buen Parto. Se toma el puente San Miguel y se sigue una vía llena de verdes en la que se bordea el río Záncara. Es una experiencia de contacto con la naturaleza que culmina con la contemplación de uno de los arboles más majestuosos de toda España.

6. Bodegas en Tomelloso

Qué ver en Tomelloso. Bodegas en Tomelloso

El vino forma parte fundamental de la esencia y la cultura de Tomelloso. Antes del siglo XIX la economía de esta región estaba sustentada básicamente en la producción de cereales. Fue a finales del siglo XIX y hasta mediados del siglo XX, cuando la producción de vino llegó a su apogeo. Se introdujo de a poco la vid entre los cultivos, y fue creciendo al punto de convertirse prácticamente en monocultivo. Esto, por supuesto, le dio una inyección de energía al movimiento económico y laboral de la población.

Hasta ahora esta ciudad sigue siendo referencia en buen vino, y la visita a sus bodegas es uno de los imprescindibles qué ver en Tomelloso. No en vano la ciudad cuenta actualmente con la mayor Cooperativa Vinícola de Europa, y también funcionan otras bodegas destacadas como la Bodega Casa de las Pueblas, la Bodega Viña Ruda o la Bodega Virgen de las Viñas. Si eres de los que disfruta una buena copa de vino tinto con una picada de quesos, ¡este plan te encantará!

7. Posada de los Portales

Qué ver en Tomelloso. Posada de los Portales

Este emblemático edificio situado justo enfrente de la plaza principal, es de los lugares más lindos qué ver en Tomelloso. Fue construido en la segunda mitad del siglo XVIII, y declarado Monumento Histórico Artístico. Hasta los años setenta fue albergue y posada de viajeros y caballerías. Hoy, luego de haber sido adquirido por el Ayuntamiento, funciona como museo y centro cultural. Además da sede a las oficinas turísticas. Las galerías de balaustres torneados de su fachada, se complementan con el interior, en el que apreciamos la más típica construcción manchega. Una visita perfecta para los amantes de la arquitectura.

8. Iglesia de la Asunción de Nuestra Señora

Qué ver en Tomelloso. Iglesia de la Asunción de Nuestra Señora

A principios del siglo XVII comenzó a construirse la Parroquia de la Asunción de Nuestra Señora. Fue erigida en la misma tierra en la que estuvo la primera iglesia con que contó Tomelloso, construida en 1541 y derribada prácticamente en su totalidad en 1604. Lo que podemos visitar hoy es una estructura que sufrió modificaciones y ampliaciones a lo largo del tiempo. Tiene una planta de cruz latina, con su cúpula y naves laterales. Muy luminosa, es un recinto que transmite paz, y suele ser muy visitado por los viajeros.

9. Cuevas

Qué ver en Tomelloso. Cuevas de Tomelloso

Parte de todo el misticismo que rodea la ciudad, lo encontramos en este fantástico plan qué ver en Tomelloso. Ante la necesidad de elaborar y almacenar el vino, fueron apareciendo cuevas, en las que se albergaban todos los instrumentos necesarios para la elaboración artesanal del vino: grandes tinajas de barro, escalas, filtros, bombas. Aunque las cuevas fueron desplazadas por la modernidad en la industria vinícola, aún muchas se mantienen como un importante atractivo turístico, dando muestra de cómo se hacía realmente el vino en épocas lejanas, con el calor de la tierra como protagonista. Si eres amante del vino, no puedes dejar de conocer alguna de las famosas cuevas de Tomelloso.

10. Ruta del Quijote

Qué ver en Tomelloso. Ruta del Quijote

Este plan es el broche de oro para cerrar este recorrido por los diez mejores lugares qué ver en Tomelloso. La Ruta de Don Quijote fue creada en el año 2005, en conmemoración de los cuatrocientos años de la publicación de la legendaria novela. Luego el paseo fue declarado Itinerario Cultural Europeo, siendo el cuarto de España, tras el Camino de Santiago, el legado de Al-Andalus y las Rutas de los Sefardíes.

El Patronato de Turismo de Castilla-La Mancha propone para esta ruta un recorrido de casi 2.500 kilómetros y 148 municipios (en diez tramos) que explora los principales espacios naturales y culturales de Castilla-La Mancha por vías pecuarias, caminos históricos y plataformas ferroviarias en desuso. Ver los molinos de viento como protagonistas de un paisaje pleno de naturaleza, es una experiencia memorable, que te hará revivir los mejores pasajes de El ingenioso hidalgo Don Quijote de La Mancha.

Vinos de un sabor maravilloso, historia en todo su esplendor, inspiración para la mejor literatura, arquitectura de época y paseos que dejan leyendas de un pasado lejano, todo eso es Tomelloso. Esta ciudad ha logrado sumergirse en la modernidad, sin perder la esencia y los valores culturales que le dejaron los siglos pasados. Si estás pensado en tu próximo viaje, estas son solo algunas de las opciones qué ver en Tomelloso. La esencia de esta ciudad española seguro te conquistará. ¡Descúbrela!