Debido al Covid-19 y al confinamiento al que nos hemos visto abocados, el turismo se ha desplomado en todo el mundo. Sin embargo, parece que todo comienza a volver a la calma y poco a poco los destinos turísticos reabren sus puertas.

Aunque este año no podremos movernos con total libertad por el mundo, este verano puede ser una buena ocasión para familiarizarnos con parajes y paraísos que, por estar en nuestro país, solemos no prestar atención. Por ello, desde el Viajero Feliz nos hemos informado y venimos a traerte algunos destinos que no tienen nada que envidiar a las islas paradisíacas del Caribe. Si quieres saber más, sigue leyendo.

Islas Cíes, un paraíso en Galicia

Las Islas Cíes, situadas en Galicia, son parte del Parque Nacional Marítimo-Terrestre de las Islas Atlánticas de Galicia. Al tratarse de un entorno ecológico inigualable, las medidas de seguridad que rodean a estas islas son bastante restrictivas, ya que lo que se pretende es su protección y mantenimiento a largo plazo. Por ello, tan solo es posible realizar visitas si compramos una entrada, ya que las visitas diarias están restringidas en número.

Gracias a estas medidas, las Islas Cíes poseen un total de nueve playas altamente protegidas ideales para disfrutar después del confinamiento. Una de ellas, la Playa de Rodas, recibió el título de «Mejor playa del mundo» por parte del prestigioso diario británico The Guardian en el año 2007. Pero esta playa no es la única con aguas cristalinas y arena fina. También destacan la Playa de Figueras, la Playa de Nosa Señora o la Cala de Margaridas, distribuidas a lo largo de las islas.

Además, las aguas transparentes y limpias que rodean a las islas las convierten en el escenario perfecto para practicar deportes acuáticos, como buceo o esnórquel. Si visitas las playas con la familia, ¿se te ocurre un plan mejor para los niños?

Pero la belleza natural de las islas no se concentra en sus costas. Si nos sumergimos en el interior de las islas de Monteagudo y Faro, encontraremos una fauna y flora inigualables, con rutas de senderismo de casi ocho kilómetros y casetas para observar a las aves. ¿Qué mejor plan para este verano que valorar la belleza de la naturaleza?

Medidas de seguridad por el Covid-19

Dado que a este entorno solo se puede acceder por barco, las autoridades han tomado las medidas pertinentes para evitar contagios por el Covid-19. El 15 de junio abrirá sus puertas el Parque Nacional y a partir del 20 se permiten los viajes de particulares.

El cupo de acceso se ha establecido en 1.800 personas para las Islas Cíes y 1.300 para la Isla de Ons. Para ello, es necesario solicitar la autorización para Islas Cíes, personal e intransferible, a través de la página web de la Xunta. Además, durante el trayecto en barco la mascarilla será de uso obligatorio.

Las autoridades recomiendan no bajar la guardia y tener presentes todas las recomendaciones con las que ya estamos familiarizados: lavarse mucho las manos, evitar aglomeraciones, mantener la distancia de seguridad de dos metros o utilizar el codo para toser o estornudar.

A pesar de estas posibles incomodidades iniciales, no te arrepentirás de visitar este maravilloso paraíso gallego.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.