España es un verdadero paraíso turístico, que con sus parajes, ciudades y pueblecillos, conquista el corazón de todo aquel viajero que se disponga a visitarla. Tiene ciudades encantadoras como la cosmopolita Madrid o la histórica Barcelona. También destinos playeros fenomenales como Ibiza o Mallorca. Pero entre todos ellos, se destaca Granada. Esta preciosa ciudad se enclava en la región de Andalucía, al sur del país. Rodeada por las montañas de la Sierra Nevada, es famosa por sus impresionantes estructuras, muestras de un pasado medieval en el que la región fue ocupada por los moros.

Especial atención merece en este sentido, la Alhambra. Es quizás el punto más atractivo de la ciudad. Una inmensa fortaleza sobre una colina, repleta de patios, jardines, piscinas y palacios que sirvieron de hogar a la dinastía Nazarí. Si planeas que sea Granada tu próximo destino vacacional, los apartamentos con vistas a la Alhambra son la mejor de las opciones para hospedarte, con todas las comodidades y un máximo disfrute del lugar. Acompáñanos a conocer esas cosas básicas que debes tener en cuenta si te dispones a explorar la preciosa Granada.

5 cosas que debes saber para disfrutar de tu viaje a Granada

1. Busca la mejor opción de hospedaje

Este es uno de los puntos más importantes de todo viaje, y en Granada adquiere una dimensión especial. Encontrarás ofertas para todos los gustos, pero si eres de aquellos que adoran la comodidad y la independencia al viajar, el alquiler de un apartamento es la mejor alternativa. En este sentido, empresas como Apartamentos Montes Claros son sinónimo de confianza, calidad y el mayor disfrute turístico. Lo ideal es que te quedes en un departamento con vista a la Alhambra, para que puedas disfrutar al máximo de la estancia, en todo momento.

Y si eres de los viajeros más originales, de aquellos que priorizan las experiencias llenas de originalidad, también puedes disfrutar de la opción de geniales casas cueva en Granada. El mejor lugar para esta clase de experiencias es el Barrio de Sacromonte, ubicado en el valle de Valparaíso, justo frente a la Alhambra. Allí encontrarás un encantador ambiente de bares y de flamenco, así como miradores alucinantes. También hallarás hospedajes en cuevas, en los que sentirás que has viajado directo a la época de las cavernas. Una experiencia sin duda fenomenal.

2. Investiga sobre los sitios históricos

Ir a Granada es sinónimo de visitar la Alhambra y todos los espacios y bellezas que entre sus muros se esconden. Palacios, torres y murallas, jardines y acequias reposan en su interior. Es toda una ciudad medieval amurallada, residencia de sultanes y reyes desde el siglo XIII hasta el siglo XVI. Perderte en ella ya es de por si un plan fenomenal para disfrutar de Granada. ¡Pero no es el único! Si realmente quieres sacarle el mayor partido a tu viaje.

Otras de las visitas obligadas en Granada son el espectacular mirador de San Nicolás y la Mezquita Mayor de Granada. Como te comentábamos en el punto anterior, el barrio de Sacromonte también merece que le dediques tiempo, pues su encanto medieval es simplemente fascinante. Por último, bien vale la pena que recorras el Palacio de la Madraza y la Capilla Real, donde se encuentran sepultados los Reyes católicos Isabel y Fernando, así como un pequeño Museo con algunos de sus objetos personales, como la corona, cofres y vestidos.

3. Disfruta de la buena mesa

La gastronomía española es famosa en cada rincón del planeta, y los motivos para ello sobran. Granada, por supuesto, no es la excepción. En esta región de España podrás probar deliciosos platos locales, como las habas con jamón, la olla de San Antón, el gazpacho andaluz, el choto al ajillo y la tortilla del Sacromonte. Y si quieres disfrutar de las típicas tapas españolas con los mejores sabores y precios, no dejes de darte un gustoso paseo por la Calle Elvira.

4. Explora la Casa de Castril

Y como en toda ciudad, Granada tiene también esos pequeños secretos, esas piedras preciosas que permanecen escondidas al ojo del turista masivo. Una de ellas es la Casa de Castril. Se trata de un hermoso palacio renacentista, en el que actualmente funciona el Museo Arqueológico y Etnológico de Granada. Además de los increíbles hallazgos que reposan entre sus muros, también te ofrecerá una impactante vista de la Alhambra.

5. Relájate en un baño en un hamman árabe

Otra de las mejores experiencias que puedes tener durante tu visita a Granada, es la de relajarte en un increíble baño árabe. Para lograrlo tendrás que visitar el hammam Al-Andalus, a los pies de la Alhambra. Levantados sobre las ruinas de un antiguo hamman, fueron los primeros baños árabes de Europa reabiertos tras su cierre en el siglo XVI. Sin duda una experiencia que no te puedes perder. Y es que, como verás, la exótica e histórica Granada tiene opciones para todos los gustos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.