Gracias a su ubicación, así como a su rica historia, la gastronomía polaca es una de las más diversas de toda Europa, integrando productos locales y tradiciones propias con elementos del este y del oeste (de rusos, turcos, judíos, alemanes). Dicha combinación permite que la comida típica de Polonia sea variada y más rica de lo esperado. Pero, lo mejor es que es muy económico, contando con una gran relación calidad-precio. Conozcamos aquí en El Viajero Feliz más sobre la gastronomía de Polonia.

Comida típica de Polonia: introducción a su gastronomía

Introducción a la gastronomía polaca

La comida típica polaca es una de las que cuenta con retazos de los platos tradicionales de otras regiones. Se puede decir que es su principal característica, atrayendo una gran cantidad de amantes de la gastronomía por su extensa diversidad. Al final, es inevitable que los platos polacos no se vean influenciados debido a su situación geográfica, donde toma lo mejor de las comidas de Alemania y de Rusia, adquiriendo tradiciones tanto del centro como del este de Europa.

Quizás uno de los puntos débiles de la gastronomía de Polonia es que no se conoce tanto como la de otros países cercanos. Incluso, es posible que nunca hayas escuchado sobre ella, o que solamente te sean familiares algunos platos como los pierogi, el bigos o sus increíbles sopas de remolacha. O, peor, crees que la comida típica polaca solo se compone de col y repollo.

Si bien esto último puede ser cierto, no hay que olvidarse que también su gastronomía es una de las más ricas, variadas y económicas de Europa. Por suerte, cada vez hay más polacos en otros países que llevan por lo alto el nombre de su país, ayudando a que sus platos tradicionales se conozcan mucho más.

Se caracteriza principalmente por derivados del campo, y cuenta con cinco ingredientes imprescindibles: el trío de col, pepino y patata, sumado al pan y carne de cerdo. De bebidas, mucho vodka y cerveza. Y de postre, todo el dulce que sea posible. Sin duda alguna, de las mejores cosas que tiene Polonia, la gastronomía está en el top.

10 platos típicos de la gastronomía polaca

1. Pierogi

Pierogi

Los pierogi son probablemente la comida tradicional polaca más conocida y preferida de la región. El origen de esta particular pasta rellena se encuentra en la misma idea que vio nacer los pelmeni rusos, los dumplings asiáticos o los ravioli italianos. Es un alimento muy popular, además de ser bastante versátil. Eso quiere decir que se puede comer con una gran cantidad de rellenos, mayormente de vegetales; también calientes o fríos; de entrada o como plato principal; para una o varias personas. En fin, una enorme cantidad de opciones.

A pesar de su apariencia, es preciso destacar que no son empanadas ni empanadillas. La diferencia está en la manera en que se prepara la masa, al igual que la forma de cocinarlos. Para su preparación, se utiliza huevo, mantequilla, harina y sal. Por otro lado, los rellenos más comunes son patata y requesón, una opción que es conocida como los pierogi ruskie (pierogi rusos).

2. Sopa Zurek

Sopa Zurek - Mejor Comida típica de Polonia

La sopa zurek es otra contendiente a llevarse el título de la mejor comida típica de Polonia, siendo una de las más famosas de la gastronomía del país. Es una sopa de harina de centeno fermentada que su olor te atrapará de inmediato. Se distingue principalmente por su sabor, marcado por un toque de ácido muy ligero, pero que marca la diferencia, convirtiéndose en el sello del plato que forma parte del menú de muchas casas y restaurantes polacos.

Lo más seguro es que la reconozcas porque se sirve dentro de un cuenco distintivo: un pan de centeno en forma de plato hondo. La principal diferencia de otras sopas, como las de España o Italia, es que el zurek tiene una preparación mucho más elaborada y compleja. En efecto, el centro del plato no es el caldo de carne o vegetal, sino los zawkas, que es el resultado de la fermentación de harina de centeno y agua. Generalmente, se suele acompañar con pedazos de jamón, salchicha y patatas en su interior, y en ocasiones con huevo duro. De cualquier forma, es una caricia al paladar.

3. Bigos

Bigos - Comida típica de Polonia

Aunque no tenga una apariencia muy atractiva que digamos, lo cierto es que el bigos es una comida típica de Polonia infaltable en muchos menús. Incluso, forma parte de la gastronomía de otros países aledaños, como Lituania, Bielorrusia y Ucrania.

La preparación del bigos es muy diversa, contando así con diferentes recetas dependiendo de la región. Sin embargo, la receta clásica es con chucrut, repollo, troceados de diferentes carnes (vacuno, bacon y salchicha), varias especias e incluso vino tinto. Pero, lo que define el sabor de este plato es su preparación, la cual mientras más tiempo dure en el fuego, hará que su sabor sea mucho mejor.

4. Barszcz Czerwony

Barszcz Czerwony - Sopa de remolacha

Otro plato típico de Polonia es la barszcz czerwony, conocida mejor como la sopa de remolacha. No es de sorprenderse que la gastronomía polaca se componga principalmente de sopas, debido a que el frío predomina en el país. Se prepara principalmente con remolacha, col, cebolla, ajo, patata, limón, sal y pimienta, dando como resultado uno de los platos más exquisitos de la región.

También es una comida típica de Polonia en Navidad e incluso de otros países, aunque sus orígenes pertenecen a Ucrania. Los locales te dirán que la mejor forma de comerla es prepararla un día antes, debido a que el caldo absorberá el sabor de todos los elementos en su interior.

5. Chlodnik

Chlodnik

Con un color rosa intenso, la sopa fría de remolacha de nombre chlodnik, es una comida típica de Polonia con un sabor igual de llamativo. Se prepara con remolachas, kéfir y yogur natural, y aunque tiene diferentes recetas, es muy común ver que se acompaña con pepinos y huevos duros. Es el platillo ideal para un día caluroso de verano donde no provoca una sopa clásica.

6. Kotlet Schabowy

Qué comer en Polonia - Kotlet Schabowy

Si no sabes qué comer en Polonia, la kotlet schabowy es la opción predilecta para ti. Se trata del segundo plato más popular del país, con un parecido a la wiener shnitzel, aunque menos gruesa. En efecto, se trata de una chuleta de cerdo rebozada que se fríe y se acompaña con repollo y patatas. Puede que su sabor no sea algo nuevo, pero es ideal para aquellos que se van por lo conservador.

Además, es una receta sencilla, accesible y que le gusta a cualquiera. Por eso, en Polonia es muy frecuente tanto en restaurantes locales como turísticos, formando parte de una extensa carta de platillos.

7. Pyzy

Pyzy - Comida típica de Polonia

Para los amantes de la pasta rellena, un pyzy, comida típica de Polonia, no puede faltar en tu degustación de la gastronomía polaca. Se trata de una masa redonda de patata que tiene más un rol como plato principal que como guarnición.

Como mencionamos, es relleno, comúnmente con queso ácido, setas o carne y se suele acompañar con pedazos de bacon frito y el caldo que suelta. Tiene un gran parecido a los knödel de la comida típica alemana, e incluso a algunos platos italianos, como los gnocchi, aunque estos son más grandes.

8. Kielbasa

Kielbasa - Comida típica de Polonia

Otra de las comidas polacas típicas son las salchichas ahumadas, denominadas kielbasa. Pueden servir como plato principal acompañado de patatas en forma de puré o fritas o alguna ensalada. Incluso, en algunos casos forman parte de algunas sopas. Una de sus ventajas es que son muy económicas, de gran sabor y con una capacidad versátil de adaptarse a cualquier receta. Gracias a eso, son un elemento esencial de la gastronomía tanto del centro como del norte de Europa.

Normalmente, se hacen con carne de cerdo y una mezcla de diferentes especias, y pasan por un proceso de ahumado. Hay una gran variedad de salchichas de este tipo, siendo una de los platos principales que comen en Polonia, pero las más buscadas son:

  • Biala: una salchicha blanca para cocinar con un sabor especial.
  • Wiejska: es la clásica salchicha roja que se vende en forma de roscas.
  • Krakowska: se suele servir fría y en lonjas, tal como un embutido.
  • Kabanos: una salchicha fina y sequita, que se suele comer como snack.

9. Paczek

Paczek - Postres típicos de Polonia

Conocidos también como paczki, son donuts polacos que forman parte de la comida típica de Polonia como uno de los principales postres. Son cremosos, sin agujero, y con algún relleno que suele ser mermelada, comúnmente de fresa o cualquier fruto del bosque. Hay tiendas específicas que se dedican a su venta y los preparan al momento. Si visitas Gdansk, no cabe duda de que este es uno de los postres típicos de Polonia que debes probar.

10. Cerveza polaca

Cerveza - bebida típica polaca

La cerveza polaca es una bebida típica de Polonia y que acostumbra a poseer 5.6 grados de alcohol, así que ten cuidado, porque son de las más fuertes en Europa. Hay una gran variedad de marcas, por lo que seguro encontrarás alguna opción que se adapte a ti. Sin embargo, si no sabes cuál tomar, las marcas más populares son: Lech, Żywiec, Okocim, Tyskie, Kasztelan, Zubr, Ciechan, Kozlak, Lomza o Kisiazece.

¿Qué te ha parecido la comida típica de Polonia? Es una increíble mezcla entre lo mejor de la gastronomía de sus países cercanos, dando como resultado platos típicos polacos de un sabor inigualable. Si has visitado este país y has degustado alguna de estas opciones, ¡déjanos saber en los comentarios! O deja tu recomendación de alguna otra comida tradicional polaca que debamos añadir.

Conoce mucho más sobre Polonia:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.